6.10.05

Mis 100 pasos

Hace unos días, flotando de blog en blog, fui a parar a 100 pasos, que propone el reto de describirse a uno mismo en 100 pasos. Bien; tal vez no sea suficiente para conocerme, pero igual sus podéis hacer una idea...



1. Mi nombre es Victòria. En realidad, se trata del primer regalo que me hicieron.

2. Mi nick también es un regalo. Significa luz.

3. La familia que me tocó la forman mi padre, mi madre, y mis hermanos menores (ella tiene un año y tres meses menos que yo, él tiene trece).

4. Estoy casada con un hombre increíble, que me hace inmensamente feliz. Él es la familia que he elegido.

5. Tengo 26 años; soy mayor para algunas cosas y joven para según qué otras, pero me siento en la flor de la vida.

6. Hace casi un año y medio que adopté un gato de color caramelo y blanco. Parece un peluche y nos queremos mucho.

7. Mido 1’78 y peso más de 80 Kgs. Con esta misma altura he oscilado de los 63 a los 90 Kgs.

8. No me gusta que me cueste tanto encontrar ropa, pero me siento a gusto con mi cuerpo.

9. Me aburre verme siempre igual, por eso ando siempre haciéndome destrozos en el pelo. El mío natural es liso y castaño oscuro, pero lo he llevado de todos los colores, largo, corto, rizado y con trenzas. Ahora lo llevo largo, liso y rojo (el color que más me gusta). Y adoro a mi peluquero, que hace lo que le da la gana con él.

10. Tengo la piel muy suave y delicada, de color aceituna. Cuando tomo el sol me pongo muy morena, y cuando hace tiempo que no lo hago me veo amarillenta. Qué queréis, nací para la vida contemplativa en el trópico.

11. Mi piel y mi pelo son, además, muy secos. No debería ducharme a diario (como mucho cada dos días, y el dermatólogo opina que eso ya es demasiado) porque la piel se me cae a tiras y el pelo se me rompe. Sin embargo acostumbro a hacerlo, sobre todo en verano. Nadie se extraña de que en verano tengas la piel reseca y el pelo hecho un estropajo.

12. El color de mis ojos es entre verde y marrón. Mi marido dice que son color ápeiron, que según Anaximandro era la materia indefinida de la que está formada el universo. ¿Cómo no iba a casarme con este hombre?

13. Tengo pocas pecas y ningún lunar. Sólo una mancha de nacimiento en la axila derecha.

14. En cambio tengo un montón de cicatrices; en la cara, en el codo, debajo de la barriga y en las piernas. Más de una en casi cada sitio.

15. También llevo varios piercings y un tatuaje.

16. Un recuerdo que jamás se me borrará de la cabeza es el último beso que le di a mi abuelo. Él ya estaba muerto, en el tanatorio de Sancho de Ávila. Le sacaron por la parte de atrás de la sala de vela para arreglarle el traje y pedí estar un momento a solas con él. Le besé en la frente y acaricié su pelo, mientras le decía que le echaría de menos. Fue un bello adiós. Creo que nunca olvidaré el color de sus ojos.

17. Nunca he sido buena alumna. Odiaba sobre todo el latín y la historia. De hecho, siguen sin gustarme más que en términos conceptuales.

18. Fui a tres coles de EGB, dos de ellos de monjas.

19. Estoy bautizada, he hecho la comunión, pero no la confirmación.

20. Recuerdo haber tenido mi primera y única crisis de fe sobre los 10 años. Desde entonces me declaro agnóstica convencida.

21. Sin embargo, recuerdo haber ido alguna vez a la iglesia en busca de consuelo espiritual. En aquél momento no obtuve respuesta, pero si Dios existe espero que tenga claro que pediré la hoja de reclamaciones.

22. Soy hipotensa y cuando ejercicio aeróbico o me meto en una sauna (o hammam, que me encanta) acostumbro a tener lipotimias. A pesar de eso he sido buena gimnasta y jugadora de voleibol.

23. De niña adoraba la gimnasia artística. Era especialmente buena en la barra de equilibrios, con las mazas y en las piruetas de suelo. El aro tampoco se me dio demasiado mal. Eso se acabó cuando empecé a pegar el estirón.

24. Al voleibol jugaba como colocadora hasta que un problema bastante gordo de capsulitis me apartó de la competición seria. Iba a ir a la selección de Cataluña, que es la cantera para la española.

25. Me gusta mucho el deporte de riesgo y las emociones fuertes aunque, cosas de la vida, lo más intenso físicamente que hago hoy por hoy de forma regular es la Danza del Vientre.

26. Llevo con la Danza del Vientre más de cinco años, casi ninguno de ellos enteros. Al principio (digamos los dos primeros años) disfrutaba mucho con ello, pero una vez aprendida la base es el momento de perfeccionar… Y eso es muy, muy duro.

27. Nunca conseguí aprender de memoria la tabla del ocho.

28. Adoro la lectura.

29. He descubierto tardíamente mi afición por la física.

30. Tengo un montón de recuerdos de mi infancia. De los físicos, me refiero. Peluches, figuritas, álbumes del cole y fotos.

31. De los otros guardo unos pocos, y creo que comentarlos llevaría otros 100 pasos ;)

32. Mi color favorito es el azul, pero me encantan el lila y el verde. De hecho, me gustan todos los colores.

33. Adoro el mundo del maquillaje y la cosmética. Estos inventos pueden hacer auténticos milagros…

34. No tengo carné de coche, voy por Barcelona con mi ciclomotor, y cuando toca ir fuera, siempre hay quien me lleve.

35. Tengo un Tiphoon lila. Su apariencia es única, porque la pinté yo. Y, oye, no quedó nada mal.

36. Adoro hacer manualidades. Bisutería, velas, pinturas, dibujos… Intento mimar mucho a la niña que llevo dentro.

37. Cuando era chiquitilla (os ahorraré la descripción del contecto), un amigo de mi padre me miró a los ojos y me dijo “el diamante es lo más duro de pulir”. Esa frase me hizo creer en el valor del esfuerzo.

38. Adoro el chocolate, las aceitunas y los pepinillos marca “la sota”.

39. Me encanta cocinar. Y no se me da nada mal.

40. El postre que he preparado y que ha tenido mayor éxito ha sido el pastel de chocolate con rosas escarchadas. Me siento muy orgullosa de él.

41. No soy buena aguantando piropos. Me hacen sentir incómoda.

42. Tengo muy pocos amigos, pero muchos conocidos.

43. Odio comer o cenar sola.

44. Por la mañana no soy nadie sin un café con leche y un Donut o cruasán.

45. Sólo me he enamorado una vez, y ha sido del que ahora es mi marido. De hecho, cuando evoco esa sensación, aún siento presión en el pecho y mariposas en el estómago.

46. Soy muy sensitiva. Tengo mucha memoria olfativa y me cuesta muy poco captar e identificar los olores.

47. Creo que no hay nada como el cálido contacto de piel contra piel.

48. Hace un año y poco que me he operado de la miopía. Sinceramente, es la mejor inversión que he hecho en mi vida.

49. Me encanta cantar, bailar y charlar con los amigos. Soy un animal social.

50. Me gustan mucho el marisco, la fruta y los dulces. La carne, en pequeñas cantidades y cuando me apetece.

51. Siento haberle roto el corazón a mi ex, pero él tampoco fue muy bueno conmigo.

52. Creo que mi película favorita es “El Cuervo”, no me cansaría de leer “sin noticias de Gurb” y, después de muchos años, puedo escuchar “Tears in heaven” de Eric Clapton sin llorar.

53. Adoro escuchar música. Cualquier cosa menos “el último de la fila” o máquina.

54. Me encanta beber vino (bueno, tampoco hago feos a vermouths o cervezas). Una de mis asignaturas pendientes es un curso de enología.

55. Me pirra la poesía.

56. Me encantan los animales, sobre todo los gatos. Me fascinan las serpientes. Una vez me dijeron que mi animal tótem es el conejo, que representa la fecundidad y el miedo. No creo en este tipo de cosas, pero no dejo de preguntarme si en realidad no me representa o es que no quiero verme representada en él.

57. Casi no tengo miedos, pero los gritos me paralizaban hasta que descubrí por qué.

58. Tengo muy poca en mí.

59. No me gusta que se metan con alguien a quien aprecio, pero soy muy crítica. Tanto con quienes quiero como con la gente a quien no tengo cariño. Sobre todo, soy dura conmigo misma.

60. No sé besar de verdad si no es con todo el cuerpo.

61. Me encanta hablar. Creo que soy buena conversadora.

62. Soy de la opinión que todo el mundo tiene secretos y que eso, en realidad, es lo que nos hace interesantes.

63. Lloro con algunas pelis, con algunos libros o con algunas canciones. Pero para llorar de verdad; de pena, de dolor, de rabia… de algo mío de verdad, prefiero estar sola. Y lo cierto es que me cuesta mucho.

64. No me incomoda dar el primer paso en una relación con un hombre. Una vez dejé pasar una oportunidad con un hombre que me gustaba mucho. Tal vez me preguntaré el resto de mi vida qué habría podido pasar, y tomé la decisión de queso no volvería a sucederme.

65. Nunca me han dado calabazas; dudo sobre si eso es bueno o malo.

66. Yo sí he jugado al Strip Poker.

67. Nunca he consumido drogas ilegales.

68. Se me da bien tratar con gente mayor que yo. Estoy acostumbrada a ser la bollicao de cualquier sitio donde vaya.

69. No soy fácil. Consolaos; soy consciente de que a veces no me entiendo ni yo, no puedo esperar que los demás lo hagáis.

70. Me gustaría ser elegante. Me considero un completo desastre.

71. No me gusta llegar tarde, aunque últimamente siempre ando justa de tiempo.

72. Odio madrugar y tengo un despertar terrible.

73. Me encanta sentirme a gusto en casa; en cuanto entré en el piso donde vivo ahora con mi marido, lo primero que hicimos fue pintar las paredes de color (aunque él no lo veía muy claro), y ahora he conseguido cambiar un mueble que odiaba por una librería.

74. No puedo evitar marearme cuando voy en barco, pero estoy inmunizada con los viajes en avión.

75. Mi instinto maternal está absolutamente aletargado (y espero que siga así al menos hasta los 30).

76. Me preocupa mucho llegar a ser buena madre, aunque estoy seguro que mi marido será un padrazo. Eso me reconforta.

77. He pasado por una depresión, tomado ansiolíticos y somníferos y visitado a más de un psicólogo. Y no tengo ningún problema en reconocerlo.

78. Colecciono perfumes en miniatura, pero jamás los compro. Antes me los regalaban en la perfumería a donde iba con mi abuela. Hoy conseguirlos es sólo cuestión de dinero, y eso tiene poco encanto.

79. No me considero persona de gran cultura, mi educación ha sido más bien escasilla. Pero diría que mi mayor afición es aprender, y lo hago rápido.

80. Me encanta el olor de las fresas y la canela, y el sabor de la cereza picota.

81. Adoro las librerías y papelerías. Tengo que hacer firmes propósitos para no dejarme en ellas la nómina.

82. Me encantan las joyas de todo tipo, pero casi nunca llevo pendientes (los pierdo poniéndome y quitándome el casco).

83. Uso zapatos de la talla 42, lo que complica bastante el hecho de ir bien calzada.

84. No me imagino mi vida sin ADSL.

85. En mi familia ha habido chamanes y curanderos, y casi todas las mujeres tienen especial habilidad con los masajes y esas cosas. Bueno, mi abuela no. Ella sólo dice que ve a gente que no está ahí.

86. He coleccionado minerales.

87. Me costó más de dos años decidirme a hacer el test para entrar en MENSA. Ahora me apunto a un bombardeo.

88. Puedo levantar a voluntad la ceja derecha; la izquierda sólo la enarco de forma inconsciente cuando estoy cabreada.

89. Soy hiperlaxa.

90. No me gustan las tareas de casa, pero cuando me pongo no sé parar hasta que considero que todo está a mi gusto, y yo estoy hacha caldito.

91. He pasado un año terrible, pero ahora estoy más tranquila y en paz conmigo misma.

92. Sólo llevo falda cuando me arreglo, no me acostumbro a llevarlas para diario.

93. Tengo la sangre mucho más fría de lo que parece, no me altero con facilidad.

94. Sin embargo, de vez en cuando y sin razón aparente, tengo taquicardias.

95. Me pone muy nerviosa ver que alguien mueve de forma constante las piernas estando sentado, sobre todo si habla conmigo o está a mi lado.

96. En mis enlaces “Favoritos” no falta jamás el del DRAE ni un traductor a cuantos más idiomas mejor.

97. No me gusta el curry ni la mayor parte de embutidos.

98. Tengo muchas cosquillas.

99. Muchas veces me siento sola

100. … y me encanta salir del error en buena compañía.

4 comentarios:

Banda de Murcia dijo...

Hala, para que digas que no comentamos. Me parece un post estupendo. Ya voy por el paso 41 aunque veo crudo llegar a los 100. A ver si me saco 10 mas hoy.

Odiseo99 dijo...

Qué triste tu 99, Nur, pero qué bonito tu 100. Los demás, 69 y 13 inclusive, no he tenido tiempo para leértelos, ni creo que lo pueda sacar.

Fíjate que me alegraría saber que estos comentarios que te dejo caer aquí, pudieran servir para reducir un poco el monto de tu 99.
Ojalá y así fuera.

´°*¤·Nur·¤*°` dijo...

Bueno, algo así sucede. Aunque me sigue fascinando que haya quien viene aquí a leer... :)

Anónimo dijo...

No te dejes morir nunca,estamos para amar y ser amados, vivir y dejar vivir, pero sobretodo ayudar a nuestra especie. Se muy feliz.

Soy alguien que casualmente pasó por aquí. No me conoces, pero quien sabe.

Suerte bonita!