21.11.05

Ligera

Hoy he ido a la oficina a recoger mis bártulos. Parece mentira la cantidad de cosas que soy capaz de dejar a mi paso por los sitios; desde tazas para las infusiones a un cepillo de dientes, pasando por materiales de la universidad del semestre pasado, revistas, y muchos etcéteras. En realidad, podría haberme ido sin recoger más que la PALM y el clasificador de tarjetas pero, no sé, supongo que necesitaba cerrar ese capítulo. Hay veces que todas estas cosas, tan mundanas pero a la vez tan simbólicas, sirven para poner un necesario punto final.
Me he despedido de los compañeros, me he ido con uno (más colega que compañero) a tomar un café, y he tomado el metro cargada hasta los dientes.
Y mientras me movía por el subsuelo me he dado cuenta de que en realidad no estaba apesadumbrada, si no que me sentía absurdamente ligera, presa de esa sensación de que todo iba bien, y que iba a ir mejor. Tal vez resulte raro en mi situación, pero no estoy triste. Tal vez necesitaba girar página.

5 comentarios:

Banda de Murcia dijo...

Adelante, Nur. Mucha suerte.

oniric dijo...

Ligera por que, en el fondo, lo deseabas ¿puede ser?
;)***
Oniric

Hari Seldon dijo...

Conozco esa sensación: la única vez que me han echado de un trabajo "decente" la sentí.

MUUUUUUAC :)

Pucela dijo...

Me alegro de tu sensación, lo siento por las circunstancias en general, y te animo a que tomes la iniciativa para que vaya a mejor (aunque seguro que en esto de la iniciativa llego tarde) ;)
Y si se puede ayudar, por aquí andamos. :)

´°*¤·Nur·¤*°` dijo...

Gracias a todos. En el fondo esto no está tan mal... si no fuera porque me gusta mucho el cuero y que me den caña. Parece que cuanto más tiempo tengo, menos efectiva me vuelvo...